Sembrar el desarrollo

Francisco Huergo Maurin, Secretario de Desarrollo Rural y Agroalimentario.

El campo es una de las cartas más fuertes de Michoacán para interactuar con otras entidades y países, pero requiere de una transformación estructural, a fin de que sus frutos se transformen en el desarrollo y bienestar requerido por la población rural desde tiempos remotos.

Y, justamente, esto es lo que estamos trabajando en la administración del Gobernador Silvano Aureoles Conejo, expone Francisco Huergo Maurin, Secretario de Desarrollo Rural y Agroalimentario desde octubre anterior.

Para esta Secretaría, expone, son ejes fundamentales la optimización de recursos, el trabajo transversal –al interior y con otros niveles de Gobierno–, la reingeniería de los programas activos; así como la simplificación de sus trámites y procesos. Todo ello, con un fin máximo: la democratización de la política agropecuaria en el estado.

Transversalidad

Pese a las transformaciones de las políticas agropecuarias en las últimas décadas, la transversalidad es un tema pendiente, explica el secretario: “Afortunadamente, es lo que el Gobernador del Estado está impulsando: la posibilidad de que todas las dependencias concurramos en un sentido, pues en esa medida tendremos mejores resultados”.

Sustentabilidad

“Apostamos por definir fronteras agrícolas, utilizar la ley (como en el tema de uso del suelo) y reunirnos con la gente, trabajar mucho más cerca para que ésta haga conciencia de sus propios recursos y sus potencialidades. Así, en colaboración, podremos definir el rumbo de las comunidades”.

Contacto

“Me motiva; el Gobernador está de acuerdo en que hagamos las cosas con la sociedad y para ella. Así, las decisiones serán mucho más acertadas porque estaremos resolviendo problemas y las carencias que en realidad existen”.

Eficiencia

“La Sedrua trabaja para reducir nuestros programas a un máximo de 20, todos muy puntuales, para que atiendan a las zonas comerciales que tenemos; así como a los productores de escasos recursos, porque ambos son importantes”.

Valor

“Es importante mantener el valor de la producción de Michoacán en primer lugar nacional, porque nos genera ingresos, pero, sin olvidarnos de los sectores vulnerables, ahí tenemos que incidir”.

Procesos

“En 2015, fue retomado un programa para la municipalización de los recursos federales, con base en lo cual se decidió que, de los 184 millones de pesos de recursos concurrentes destinados a la Secretaría, 84 millones se enviaran a los Consejos Municipales para que éstos decidieron su ejercicio”.

Programas

“Estamos haciendo pequeños. Por ejemplo, con “A Toda Máquina”, más que la entrega de tractores, buscamos hacer accesible el financiamiento para los productores, lo cual constituye el gran éxito del programa: no sólo se dio a los productores un subsidio directo para la compra de maquinaria, también se les acercó a la banca; unificamos tasas de interés y, sobre ésta (de 12 puntos) ofrecimos un subsidio de hasta 6% para los beneficiarios cumplidos”.

2017

“Transparencia, restructuración de los programas, honestidad y eficiencia en el ejercicio presupuestal… También, programas orientados a necesidades específicas y que aprovechen la infraestructura existente; es decir, buscamos cambiar modelos, hacer cosas distintas, la gran oportunidad es hacer las cosas mejor, lograr un nuevo comienzo”, concluye Huergo Marín.

El secretario Francisco Huergo Marín es especialista en asistencia técnica y servicios agropecuarios y, entre otros campos, en formación y capacitación de profesionales en ciencias agrícolas para la extensión y el desarrollo rural en Centro América, el Caribe y México. Ha trabajado casi 25 años en la administración michoacana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *