La lucha de las mujeres en Michoacán

Que Michoacán tenga a un gobernante comprometido con las reivindicaciones de las mujeres “ayuda a la entidad y al país entero, porque tener líderes que asuman esta lucha es un paso gigante”, expone la Secretaria de Igualdad Sustantiva y Desarrollo de las Mujeres (Seimujer).

Fabiola Alanís Sámano  considera lo anterior frente a lo que reconoce como los grandes retos a superar para mejorar la vida de las michoacanas actuales, quienes aún experimentan desigualdad salarial, inequidad laboral, un acceso limitado a las oportunidades de desarrollo y, lo más grave, la violencia de género como un problemacultural que durante muchos años ha vulnerado a las mujeres.

Programas y alertas

En febrero anterior, en otra entrevista, la titular de Seimujer ponderaba la necesidad de disminuir la violencia, de trabajar para disminuir las brechas entre los géneros y, también, de lanzar un programa pionero llamado Palabra de Mujer.

Un año después, Palabra de Mujer ha tocado 80 de los 113 municipios y habría impactado en “un millón 200 mil personas de Michoacán”, por lo que se ha convertido en referente nacional entre los programas de apoyo.

“Nos ha permitido demostrar que las mujeres más necesitadas pueden avanzar en la cuestión financiera, tener mecanismos crediticios y ganar autonomía económica y social construyendo bienestar para ellas y sus familias”, indica.

Por otra parte, entre los trabajos de la administración destaca la atención a la Alerta de Violencia de Género (AVG), implementada el 27 de junio anterior, con la meta de “enfrentar y erradicar la violencia feminicida y/o la existencia de un agravio comparado” que atente contra los derechos humanos, según la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia.

La AVG  “ha propiciado que las instituciones del Estado pongan atención en la defensa de los derechos de las mujeres”, señaló y puntualizó que Gobierno del Estado ha asumido esta tarea con trabajo transversal en todas las dependencias.

¿Qué hacemos con los feminicidios en Michoacán?

“Primero, hay que ver que el país está inmerso en una situación de violencia que genera y multiplica la vulnerabilidad de las mujeres, eso es claro”.

“…Luego, esto nos debe llevar, desde lo local, a reforzar las medidas de prevención y de difusión de los Derechos Humanos de las mujeres. Aquí lo importante es actuar, hacer cosas, hacer visible, reconocer que existe ese fenómeno, no ocultarlo, y tomar medidas al respecto, medidas urgentes como las que hemos estado tomando en atención a la declaratoria de Alerta de Violencia de Género”.

“Se trata de visibilizar a las mujeres, para construir políticas públicas que les permitan acceder a una vida libre de violencia y al desarrollo”

De Perfil.- Fabiola Alanís Sámano (Ciudad Hidalgo, febrero 1965) es la cuarta de 11 hijos; creció en un hogar con jefatura femenina, dado que su padre emigró a los Estados Unidos. Ha sido sindicalista, académica y, siempre, amante de las letras latinoamericanas.

“Yo crecí en un ambiente de pobreza extrema y esto me llevó a salir adelante desde muy pequeña, lo cual hice con mucho esfuerzo. Trabajé desde los 8 o 9 años, y esto para mí ha sido positivo”, explica la hoy maestra en Ciencias Políticas.

Las situaciones difíciles plantean “retos que te preparan para enfrentar en mejores condiciones la vida y la adversidad. Como esos dos millones 300 mil michoacanas, me levanto todos los días pensando en cómo salir adelante”, cuenta la primera presidenta del Comité Estatal del Partido de la Revolución Democrática en Michoacán.

– ¿Qué la mueve?

“Mi obsesión es trabajar en el terreno social y construir una alternativa de desarrollo para los más necesitados; es una convicción que me viene de formación, pero también de origen. Por ello, trabajar en el Gobierno de Michoacán es una gran oportunidad, lo digo sin demagogia: esta lucha ha sido mi vida durante décadas y es satisfactorio realizar estos trabajos con las mujeres”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *