Flores y frutos de La Huacana

En La Huacana, hace décadas que la gente planta árboles de tamarindo y otros frutos a fin de mitigar las altas temperaturas, que pueden rebasar los 40 grados. Y gracias a ello, algunas familias han logrado crear microindustrias que ayudan al sustento de su economía.

Así ocurre con la familia Díaz Moncada, dedicada a la producción de jarabes, mermeladas y salsas de mango, jamaica y tamarindo, los cuales por cierto representaron a La Huacana en los pabellones de la Expo Fiesta Michoacán 2017, bajo el slogan: “Muy al Natural”.

Negocios de familia

La marca nació hace alrededor de ocho años por iniciativa de Martha Moncada, quien aprendió a transformar frutas en vinos, mermeladas, dulces, salsas y otros productos durante un taller impartido por el Instituto de Capacitación para el Trabajo del Estado de Michoacán (Icatmi).

Actualmente, su microempresa ofrece trabajo a varias personas, negocia con productores locales y mantiene en unión productiva a la familia. Además, ha logrado afiliarse a esquemas como el de “Consume lo que Michoacán produce”, de la asociación Comunicación para el Desarrollo de Michoacán (Codemi).

Gracias a ello, Martha Angélica Díaz Moncada, podemos utilizar un certificado de calidad y seguir creciendo. En tanto, la venta en directo ofrece un plus, no sólo de ganancia económica, sino para el desarrollo local.


Una de las metas de la administración encabezada por el gobernador Silvano Aureoles, es potenciar al ramo agrícola y, con ello, mejorar las condiciones de vida de la población rural en Michoacán. En esa vía, la Secretaría Desarrollo Rural y Agroalimentario (Sedrua) ha simplificado las reglas de operación de sus programas.

Nuestra meta, ha dicho el secretario de Francisco Huergo Marín, es que la población rural consiga “condiciones de desarrollo con soberanía y seguridad alimentaria, impulsando el desarrollo rural integral y sustentable”, mediante el fomento de la organización social para la generación de empleo e ingreso.

A su vez, la dependencia afina los procesos de planeación, programación, control, seguimiento y evaluación de sus programas e inversiones, con base en directrices como el desarrollo de capacidades, la innovación y la transferencia tecnológica, con miras a la integración de cadenas de valor de la producción primaria, y el alcance de mejores condiciones de competitividad.

  • La Huacana es el quinto productor nacional de papaya, con unas 7 mil 440 toneladas anuales; y es uno de los primeros productores estatales de pepino, plátano, melón, mango, guayaba, limón y jitomate. (Sedrua)
  • Desde comienzos de abril, cuenta con un Consejo Municipal para el Desarrollo Integral, cuyo fin es impulsar sus actividades sociales y productivas.
           Alternativas para el desarrollo

La Huacana se sostiene de la producción agrícola, cuyos sistemas han perdurado por mucho tiempo. “Todo allá se produce por temporada”, y por ello pueden darse pérdidas o desperdicios.

La agroindustria puede contrarrestar dichos procesos, aunque “es algo que se lleva tiempo; las certificaciones pueden ser costosas, pero definitivamente abren las puertas”, indica Martha Díaz.

En el caso de Muy al Natural, tiene un alcance estatal mediante tiendas enfocadas en productos michoacanos de calidad; también se promueve en las entidades de la región y, se prevé, en el mediano plazo, que la empresa cruce la frontera en busca de mejores mercados.

“Hay mucho potencial en el municipio; expertos han destacado la calidad de nuestros productos y nos han mostrado que podemos crecer mucho más”

-Martha A. Díaz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *